miércoles, febrero 25, 2009

Parauribismo/

El Departamento Administrativo de Seguridad (DAS), acusado de espiar a periodistas, magistrados y políticos de la oposición colombiana, quedó en manos de la mafia no por asalto o infiltración sino por designación del presidente, Álvaro Uribe. Más información.
Lea también.